• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Reino Unido: El bebé real está en camino

Príncipe Guillermo y su esposa Catalina | EFE

Príncipe Guillermo y su esposa Catalina | EFE

La duquesa de Cambridge fue llevada al hospital St. Mary de Londres, la capital británica, con los primeros síntomas de trabajo de parto, según informó el Palacio Kensington

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Nick Witchell, el corresponsal de la BBC en asuntos de la monarquía británica, informó que la larga espera se ha terminado pero que es probable que no se den a conocer más noticias hasta el anuncio del nacimiento.

El bebé será el primogénito del príncipe William y la duquesa y ocupará el tercer puesto en la línea de sucesión al trono independientemente de cuál sea su sexo, dato que todavía se desconoce.

El parto

La duquesa será atendida por un equipo médico de élite liderado por los ginecólogos de la reina y dará a luz en el ala ‘Lindo’ del hospital, el mismo lugar donde tuvo a sus hijos, William y Harry, la propia princesa Diana.

Todavía se desconoce si el parto se efectuará de forma natural o con una cesárea planificada. Lo que sí se sabe es que el príncipe William tiene toda la intención de estar presente en la sala de parto.

En su día también lo hizo su padre, Carlos, cuando la princesa Diana dio a luz a sus dos hijos, y en aquella ocasión el príncipe heredero manifestó "estar agradecido" con el hecho de haber compartido junto a su esposa ese momento.

En los viejos tiempos, de hecho durante el nacimiento de la propia reina Isabel II, el protocolo establecía que en la sala de parto estuvieran presentes funcionarios del gobierno para garantizar que el bebé real fuera auténtico.

Pero por suerte para la duquesa de Cambridge, esta tradición fue eliminada por el rey George VI.

El protocolo

El protocolo de la corona británica en estos casos establece que nada más nacer, los médicos deberán firmar un documento con el membrete real, especificando el sexo y la hora de nacimiento del bebé.

El lenguaje empleado será formal y acorde con el protocolo.Tras elaborarse el documento oficial del nacimiento de la criatura, un ayudante llevará esta información al palacio de Buckingham, en un viaje en auto de unos 15 minutos, que posiblemente será seguido por medios de todo el mundo.

La tradición es que sea la Reina Isabel II la primera en ser informada del nacimiento del bebé. Tras un tiempo prudencial, se informará al resto del mundo a través de un pequeño boletín colocado en un caballete en el palacio Buckingham, así es como se dio con el propio príncipe Carlos en 1948 y el príncipe William en 1982.

Pero en esta ocasión, se espera que el protocolo se adapte a los nuevos tiempos y que el anuncio se de a conocer también a través de las cuentas oficiales de la corona británica en Twitter y Facebook, en lugar de por radio o cables como se hacía antaño.

De este modo, el bebé real será el primero en su estirpe en contar con su propio hashtag: #RoyalBaby.

Por su parte, la prensa internacional lleva días atrincherada en los alrededores del hospital St. Mary a la espera del nacimiento del vástago real, ya que la fecha inicial del nacimiento había sido determinada para mediados de julio.

Ahora se espera que la próxima vez que se vea a la pareja de duques en público sea en la escalinata del hospital sosteniendo a su hijo.

Contenido relacionado: