• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Falleció el escritor mexicano Vicente Leñero

"Un gran periodista, novelista, pero también un magnífico dramaturgo y guionista". Vicente Leñero falleció a los 81 años en Ciudad de México | Foto: BBC Mundo

"Un gran periodista, novelista, pero también un magnífico dramaturgo y guionista". Vicente Leñero falleció a los 81 años en Ciudad de México | Foto: BBC Mundo

Su obra narrativa incluye además textos como El garabato, El evangelio de Lucas Gavilán, La gota de agua, Asesinato y La vida que se va

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El escritor mexicano Vicente Leñero, figura destacada de la narrativa mexicana del siglo XX considerado además un maestro de generaciones de periodistas, falleció a los 81 años.

Escritores congregados en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara lamentaron el fallecimiento de Leñero.

El escritor y crítico literario Gonzalo Celorio afirmó: "Sabíamos desde hace casi un año que tenía cáncer de pulmón"

"Creo que fue un gran periodista, un gran novelista, pero también un magnífico dramaturgo y guionista, lo que hace que haya conocido como muy pocos escritores con una gran sensibilidad la lengua hablada".

Leñero se graduó de ingeniero civil en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y de periodista en la Escuela Carlos Septién García en 1956. Publicó su primera obra en 1959, La polvareda y otros cuentos y dos años más tarde la novela La voz adolorida.

Su obra literaria, que incluye una decena de novelas y unos 20 guiones cinematográficos, fue complementada con su labor periodística en varios medios para consolidarse como un protagonista de la literatura de su tiempo.

En su extensa obra en el cine destacan cintas como El llanto de la Tortuga (1975), Los de Abajo (1978), El callejón de los milagros (1995), El crimen del padre Amaro (2002) y El Atentado(2010).

Leñero también se desempeñó como periodista en los diarios El Heraldo de México y Excélsior, del que salió en 1976 para fundar, junto con Julio Scherer, el semanario Proceso del cual fue subdirector.

En una entrevista que dio al cumplirse 50 años de su obra Los Albañiles, Leñero aseguró que la ironía es la mejor arma de los periodistas y del escritor porque le permite burlarse de la realidad.

"Un escritor sin ironía se vuelve solemne, pedante; uno se ríe de sí mismo también", declaró entonces.

Su obra narrativa incluye además textos como El garabato, El evangelio de Lucas Gavilán, La gota de agua, Asesinato y La vida que se va.