• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

EE UU calificó de "infundadas y falsas" las acusaciones sobre su rol en Venezuela

La portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki | AFP

La portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki | AFP

En un escueto comunicado, la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki, calificó las acusaciones de "infundadas y falsas" y le pidió al gobierno venezolano que entable un "diálogo significativo" con todas las partes

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El gobierno de Estados Unidos rechazó este lunes las acusaciones de que está ayudando a organizar a manifestantes en Venezuela.

En un escueto comunicado, la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki, calificó las acusaciones de "infundadas y falsas" y le pidió al gobierno venezolano que entable un "diálogo significativo" con todas las partes.

"Nosotros apoyamos los derechos humanos y las libertades fundamentales, incluyendo la libertad de expresión y la manifestación pacífica, tanto en Venezuela como en países alrededor del mundo", dijo Psaki.

"Pero, como llevamos tiempo diciendo, el futuro político de Venezuela debe ser decidido por el pueblo venezolano".

La reacción del Departamento de Estado se produce poco después de que el canciller venezolano, Elías Jaua, confirmara la expulsión de tres diplomáticos estadounidenses y acusara a Estados Unidos de financiar a grupos juveniles de oposición.

Psaki indicó en ese sentido que Estados Unidos no ha recibido notificación formal de la expulsión.

"Acción irregular"

Sobre las acusaciones de Venezuela a Estados Unidos, la viceministra venezolana para América del Norte, Claudia Salerno, le dijo a BBC Mundo que los tres representantes consulares estaban involucrados en una "acción bastante irregular" para ofrecer visas estadounidenses a estudiantes venezolanos.

Salerno se refirió a un programa "que ha venido desarrollando sistemáticamente el gobierno de EE UU para llevar estudiantes a ser formados en acciones políticas" que luego terminan teniendo un "efecto concreto" en las políticas nacionales.

"Cómo se atreve el gobierno de Estados Unidos a dictarle la cartilla a Venezuela de buena conducta y de práctica."

Claudia Salerno, viceministra venezolana para América del Norte

La funcionaria también criticó la reacción del gobierno estadounidense a la situación en su país, en especial un reciente comunicado del secretario de Estado, John Kerry.

Kerry reiteró la preocupación "profunda" de Washington y dijo que el país está "particularmente alarmado" por los informes que hablan de la detención de manifestantes por parte del gobierno venezolano, así como la orden de arresto contra el líder opositor Leopoldo López.

"El hecho de que el estado detenga a personas in fraganti en situaciones de vandalismo no puede ser considerado por el gobierno de Estados Unidos una violación de los derechos humanos", dijo Salerno.

"Cómo se atreve el gobierno de Estados Unidos a dictarle la cartilla a Venezuela de buena conducta y de práctica".

El corresponsal de BBC Mundo en Washington, Thomas Sparrow, explica que estas declaraciones de lado y lado ahondan las profundas diferencias que hay entre Estados Unidos y Venezuela y limitan las posibilidades de que puedan normalizarse las relaciones entre ambos países.

En junio del año pasado los dos gobiernos acordaron comenzar diálogos de alto nivel para restablecer las relaciones, pero muy poco después volvieron a revelarse las fracturas.