• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Conoce los mejores estilos de natación para estar en forma

La natación es uno de los ejercicios más recomendados por los preparadores físicos | BBC Mundo

La natación es uno de los ejercicios más recomendados por los preparadores físicos | BBC Mundo

El estadounidense Michael Phelps es el deportista más laureado en la historia de los Juegos Olímpicos tras acumular 22 medallas, 18 de ellas de oro

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Pero lo que hizo más especial su hazaña fue que sumó preseas nadando en los cuatro estilos en los que se dividen las pruebas de natación.

Phelps no sólo arrasó en mariposa y crol (libre), sino que también perfeccionó las especialidades de pecho (braza) y espalda para ganar las pruebas de combinados o estilos.

Lo que alcanzó Phelps fue algo único, pero también lo son los beneficios que pueden obtener las personas al nadar cada uno de los cuatro estilos en la piscina.

Muchos consideran que la natación es el mejor ejercicio que se puede hacer para estar en forma, pero depende de cuál sea el objetivo que se tenga al momento de nadar.

De hecho, cada uno de ellos posee características específicas.

Crol (libre)

Es el preferido por los nadadores en las competencias estilo libre de los Juegos Olímpicos simplemente porque es con el cual se nada más rápido al tener un ritmo de movimiento constante.

Con el crol se utilizan la mayoría de los músculos del cuerpo, aunque hay mayor concentración de esfuerzo en los glúteos, los abdominales, hombros y espalda.

"Estas trabajando principalmente dorsales y pectorales, pero también el hombro en la fase que sacas el brazo del agua", explicó a BBC Mundo Sergi Ruiz, técnico en acuafitness y entrenador personal de natación del DiR de Barcelona.

"En la fase subacuática trabajas tanto bíceps como tríceps porque hay momentos de inflexión y de flexión en la brazada. Y a nivel de estabilización del tronco, se trabajan mucho los abdominales. Es tan completo que las piernas también están trabajando constantemente".

La velocidad con la que se nada determinará el nivel de trabajo cardiovascular que se logre, aunque un buen nadador puede quemar alrededor de 100 calorías cada 10 minutos, un promedio que supera lo que se logra trotando.

Ruiz advirtió que "una persona que tenga problemas cervicales, si no tiene una buena respiración y hace un movimiento bilateral, en el que no levante la cabeza, le podría ser perjudicial".

Pecho (braza)

El estilo de pecho, que también se conoce como braza, distribuye casi al 50% el trabajo entre el tren superior del cuerpo y el inferior, ya que la patada cumple una función fundamental en el nado.

"Para la gran mayoría parece que el pecho es un estilo más fácil porque puedes respirar de una manera más cómoda", dijo Ruiz.

"Esto hace que la gente prefiera este estilo si lo que busca es relajarse".

Por el ritmo pausado que requiere, el pecho es el estilo que menos calorías quema, unas 60 por cada diez minutos, pero al mismo tiempo favorece la resistencia cardiovascular de la persona.

El lado negativo es que es muy exigente para las articulaciones y espalda, por lo que no se recomienda para calentar el cuerpo.

"Si tienes un menisco roto o sufres de las rodillas no es nada aconsejable. Al igual si tienes problemas como hiperlordosis o hipercifosis, problemas presentes en la columna vertebral", alertó el técnico especializado en trabajos acuáticos del DiR.

Espalda

Este es un estilo que puede ser tan efectivo como el crol para tonificar los músculos o como el pecho para lograr el estado de relajación deseado.

También es uno de los más recomendados para aliviar el estrés del día, tanto por su ingrediente anímico como para reponer el cuerpo, que por lo general está contraído por las posturas en las que las personas pasan su rutina en la oficina.

Al igual que los otros estilos, la espalda requiere una técnica específica para lograr los mejores resultados en cuanto a los trabajos cardiovasculares y de tonificación, de lo contrario las personas quedan expuestas a lesiones.

Para Ruiz este estilo es ideal para los procesos de rehabilitación de lesiones musculares.

Mariposa

Si lo que se busca es quemar calorías este es el estilo recomendado, aunque hay que tener en cuenta que no todos están capacitados para ejecutarlo.

La mariposa pone a trabajar una cantidad similar de músculos que el crol, pero obliga a las personas a exigirse más en los movimientos.

"La mariposa es el que más calorías quema por el esfuerzo que requiere. Se trata de una forma de nadar que requiere de mucha fuerza para sacar el cuerpo del agua, y cuanto más trabajo anaeróbico se realiza, más calorías se queman", señaló Sergi Ruiz.

Según la mayoría de las publicaciones especializadas, las personas pueden quemar unas 900 calorías en una sesión de una hora de natación.

"El problema es que aquellos que no saben cómo nadar mariposa se exponen a lesiones, además de que es muy fácil que se desanimen al no sentirse cómodos en el agua", resaltó el entrenador personal catalán.

En este caso, los instructores recomiendan que para quemar calorías es preferible escoger el estilo en el que la persona nade mejor y a partir de allí extender las sesiones en la piscina.