• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Por qué a Colombia le inquieta un Uruguay sin Suárez

Luis Suárez | AFP

Luis Suárez | AFP

Quizá un entrenador que llega a octavos de final de un Mundial con tres victorias a enfrentar a una selección que acaba de perder a su goleador debería respirar con alivio. Pero José Pekerman parece lejos de eso

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El técnico de Colombia evitó referirse a la suspensión aplicada al uruguayo Luis Suárez antes del partido de este sábado entre ambas selecciones latinoamericanas en el legendario Maracaná de Río de Janeiro.

"Nuestra preocupación es Uruguay como equipo", dijo Pekerman en la conferencia de prensa previa al choque por un pasaje a cuartos de final del Mundial 2014.

La cautela ha sido una de las características del entrenador argentino al frente de Colombia. Pero, ¿qué puede inquietar a Pekerman de un rival que, sin Suárez, perdió 3-1 con Costa Rica su primer partido del Mundial?

"Admiración y respeto"

Colombia llega al Maracaná clasificada primera en su grupo, tras vencer con claridad a Grecia, Costa de Marfil y Japón. Ha mostrado gran funcionamiento colectivo y futbolistas de categoría como James Rodríguez.

En lo que va del Mundial, el mediocampista lleva tres goles convertidos, entregó dos asistencias y robó seis pelotas, una actuación que lo ubica como el mejor futbolista de la fase de grupos según un análisis estadístico de la FIFA y un patrocinador.

Uruguay en cambio llega clasificado segundo en su grupo, detrás de Costa Rica pero tras lograr dos trabajosas victorias sobre Inglaterra e Italia.

El entrenador uruguayo Oscar Tabárez decía antes del Mundial que pasar ese "grupo de la muerte" podía dar un importante envión anímico a sus futbolistas.

Pero ese efecto podría ser contrarrestado por el golpe que significó para la celeste la suspensión de nueve partidos y cuatro meses que la FIFA impuso a Suárez el jueves, por morder al defensa italiano Giorgio Chiellini.

Pekerman se limitó a definir ese fallo como "un tema muy sensible" y en cambio destacó virtudes de su nuevo rival, por el cual declaró "admiración y respeto".

"Uruguay es un equipo muy trabajado, que tiene una continuidad de un ciclo donde se conocen todos sus jugadores", dijo. "Nunca va a perder su esencia, creen en el triunfo, se sienten fuertes".

Recordó el cuarto puesto obtenido por Uruguay en Sudáfrica 2010 y la Copa América que conquistó al año siguiente en Argentina. "No se cansan de ganar", sostuvo.

"Heridos"

Que Uruguay es una cosa con Suárez y otra sin él quedó demostrado en la segunda fecha del Mundial con victoria celeste 2-1 ante Inglaterra. Ambos goles fueron del delantero, que se había perdido el debut con Costa Rica por una operación en su rodilla.

Sin embargo, al ser consultado tras el partido contra Italia sobre la posibilidad de una suspensión del goleador, Tabárez recordó que Uruguay jugó sin el delantero en el pasado y obtuvo buenos resultados.

Uno de ellos fue en la recta final de las eliminatorias mundialistas ante Venezuela, cuando los uruguayos necesitaban un triunfo de visitantes y lo lograron con gol del delantero Edinson Cavani.

De hecho, esta selección uruguaya ha jugado sus mejores partidos en circunstancias que parecían adversas.

Tabárez recordó que sus futbolistas vienen disputando un virtual "playoff" desde la segunda fecha de este Mundial, ya que perder ante Inglaterra o empatar contra Italia hubiera significado la eliminación. Eso también suma experiencia de jugar bajo presión, como ocurrirá este sábado.

Por último, el técnico uruguayo sugirió el viernes que la suspensión de Suárez podría tener un efecto opuesto al que muchos esperan, ya que el plantel la consideró injusta y desmedida.

"Estamos heridos, pero con una fuerza increíble y con mucha rebeldía. Entonces, más que nunca, vamos que vamos", dijo Tabárez al concluir una conferencia de prensa en la que no admitió preguntas.

Todo esto le aporta ingredientes adicionales de emoción al juego en el Maracaná, el estadio donde Uruguay conquistó su última copa del mundo en 1950 venciendo a Brasil en la final.

De cualquier modo, hay que tener en cuenta dos elementos más.

Uno es que Pekerman parece haber logrado una empatía grande con sus futbolistas, inculcándoles el concepto clave de que en un Mundial se avanza "partido a partido".

Un choque contra Uruguay es de esos "partidos que siempre hemos querido jugar", advirtió el viernes.

El otro dato es que la última vez que Uruguay perdió sin Suárez antes del Mundial fue precisamente de visita a Colombia en 2012 por eliminatorias. Y la diferencia fue enorme: 4-0, con un gol de Radamel Falcao --que tampoco estará presente en el Maracaná por una lesión-- y una gran actuación de Rodríguez.