• Caracas (Venezuela)

Arminda García

Al instante

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En esta era de la innovación, es importante analizar el papel que juega la creatividad  en las empresas como filosofía clave para su éxito, pues está demostrado que este factor puede resultar una ventaja competitiva y diferenciadora, por lo cual existen muchas organizaciones que han aprovechado esta cualidad.

Se puede considerar la creatividad, como la capacidad de descubrir algo nuevo  que logre cubrir las necesidades de ciertas circunstancias en el entorno, a través de un proceso. Consiste, en concebir una idea más allá de lo existente  para resolver problemas a través de un planteamiento novedoso.

Cabe destacar, que las personas creativas aportan mediante sus funciones las ventajas propias de su naturaleza, como lo son su potencial para adaptarse de manera más flexible, en especial cuando se están generando cambios decisivos.  También, es favorable su actitud positiva ante las críticas, pues no se dejan afectar y siguen adelante con sus propuestas, esto les permite enfocarse en los nuevos retos.

Por otro lado, los individuos con esta condición  innovadora, son más agudos y perspicaces para observar lo que otros no pueden ver a simple vista, indagando más allá de lo obvio esas probabilidades diferentes que pueden representar la respuesta efectiva tan ansiada. En este sentido, están abiertos al aprendizaje de nuevos conocimientos, que les permitan esa búsqueda de  ideas.

Igualmente,  son personas que se auto-motivan  para encontrar la mejor manera de superar lo esperado, analizando  las alternativas más interesantes en pro del beneficio de la empresa, convirtiendo una idea común en algo original con mayor valor.

Por esta razón y las ya mencionadas, es pertinente que las organizaciones ofrezcan condiciones favorables para optimizar este proceso, que además puede ser de  provecho económico, como promover  la  curiosidad y la observación,  a través de la exploración de nueva información en su entorno, así como, fomentar el optimismo que genera emociones favorables y una óptica positiva del mundo. Del mismo modo, es relevante propiciar la motivación, evitando presiones, ofreciendo libertad y flexibilidad. Entre más motivado esté el personal, mejor serán los resultados.

Sin duda, la creatividad es la habilidad de transformar ideas para producir planteamientos novedosos, en función de ciertos objetivos y aunque está presente en el ser humano de manera natural, debe ser potenciado para hacerlo un valor diferenciador y la clave del éxito en las empresas.