Manual de ociosidades

En Bolívar

La Piscina

Es tal cual una alucinación. Especialmente ahora que debes caminar desde quebrada de Pacheco para llegar hasta la Piscina. Lo ves desde lejos y luce como un dibujo en tus retinas hasta que lo oyes con su pequeña cascada, asimilas que esa transparencia de azules y verdes es real, que esa poza está ahí como un regalo de Dios para que te lances, la cuides, la nades, la goces y la dejes mejor que como la conseguiste. Me encanta que ya no lleguen los carros. Así se mantiene más virgen. No lo van a creer, pero hubo un indolente –para usar una palabra decente– que metió su 4x4 en la poza. Ojala se lo hubiera tragado el mundo. Por eso se cerró el paso.

Para ir: Km 864. Caminan desde quebrada de Pacheco por un senderito notorio; son cerca de 20 minutos, sin afán y sin exigencias

En Bolívar

La Gran Sabana

Visitar la Gran Sabana es el asombro. Hay que hacerlo con calma. Detenerse en todos los saltos, bañarse en todas las pozas, darse masajes en las cascadas, esperar a que se despejen los tepuyes, instalarse en los miradores a ver para allá, caminar sabana adentro solo para mirar, cuidar esta región anciana como quien consiente a la abuelita, ser prudente y cauto. Me gusta acampar por la emoción de dormir en carpa, ver el cielo pleno de estrellas y levantarme cuando las nubes desarropan los tepuyes. Hacer café en la cocinita y tomarlo mientras observo el mundo calentándose igualito que mi cuerpo. Hoy comparto algunos saltos que visité hace poco y doy algunas recomendaciones estratégicas.

Para saber más: visiten mi página laguiavalentinaquintero.com o bajen mi app en Play Store La Guía Valentina Quintero. Está todo.

En Bolívar

El Oasis

Adoro este sitio. Salen de la carretera principal, entran por un caminito y donde vean la churuata solitaria se detienen. Desde arriba ven la poza inmóvil y una cascadita que cae contenta. Los colores con el sol es tal cual la gama de la caja de creyones más grande de Prismacolor. Lo peliagudo es bajar. El sendero es recontraempinado, angosto, arcilloso así que te resbalas facilito. Es preferible bajar medio sentados. No lo recomiendo ni para niños ni para gente pataruca o con ciertas limitaciones. Otra cosa. Hay muchísimos puripuris. Eso es llegando y lanzándose al agua.

Para ir: Km 866.


BIEN DATEADO

No hay punto de venta en ninguna parte, ni en posadas, ni artesanos, ni restaurantes. Consiguen efectivo en Santa Elena, si pagan un dineral. La opción es llevarlo desde donde estén –si lo consiguen– o llamar a un operador para que pague por transferencia.

La basura es dramática. Les rogamos regresar con la que produzcan y la que consigan, para depositarla en los pipotes. Si tienen ropa usada en buen estado, lleven bolsas y bolsas. Los pemones lo agradecen en todas las comunidades. Es lo que más nos pidieron.