Falla en el suministro de gasolina en Mérida se mantiene

Los ciudadanos interrumpieron la entrada al municipio Tovar

Leonardo León

Desde pasada la medianoche del 24 de diciembre y madrugada del día 25 se han reportado centenares de vehículos en distintas estaciones de gasolina de la capital merideña a la espera de mantener un cupo en la fila para que en algún momento se les venda el combustible para sus vehículos.

Este 26 de diciembre la situación es similar: centenares de vehículos amanecieron en las colas a la espera de que varias estaciones de combustible vendieran el hidrocarburo.

Todas las bombas de gasolina están custodiadas por efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), pese a eso se han presentado algunos problemas en las mismas por el abuso de conductores, entre ellos pertenecientes a instituciones gubernamentales nacionales.

El transporte público ha trabajado parcialmente y las rutas extra e interurbanas no cuentan con el número requerido de unidades al igual que el servicio de taxis.

Uno de los sectores más afectados es el turístico, debido a que los temporadistas han dejado de ir porque cancelaron sus reservaciones ante esta crisis de combustible.

El problema es similar en el caso de Tovar: hay estaciones de combustible que tienen 9 días sin recibir inventario, otras han suministrado con restricción porque en esa zona hay chip de control.

Transportistas de Bailadores han manifestado su preocupación debido a que se les ha hecho imposible viajar con alimentos hacia los mercados del centro del país ante la falta de gasolina y diesel, y las pocas veces que han logrado equipar han permanecido en cola hasta 4 días.

En el caso de la ciudad de El Vigía la situación es peor porque teniendo una planta de llenado a solo 15 kilómetros la falta de combustible es mucho más fuerte ya que no llegan los despachos con la regularidad necesaria.