El gobierno no cede e insiste en adelantar las presidenciales

El tema electoral fue la piedra de tranca. Oficialismo y oposición se acercaron en la implementación de un canal humanitario

No hubo acuerdo en Santo Domingo. Hasta las 7:00 pm el gobierno y la oposición estaban distanciados en el tema electoral. “No se pasó de reuniones bilaterales con los facilitadores”, indicaron fuentes cercanas al proceso.

El aspecto más difícil en disputa fue el adelanto de las elecciones. La oposición planteó que los comicios se celebren entre octubre y diciembre, pero el chavismo no quiere ceder ni echar para atrás la decisión de hacerlas antes del 30 de abril. Tampoco está dispuesto a abrir el padrón electoral y permitir la inscripción de nuevos votantes.

A esa hora el único atisbo de proximidad discurría sorpresivamente por la apertura de un canal humanitario, sea cual sea el término que se utilice. Incluso la liberación de los presos políticos no generó tanta roncha como el asunto de las elecciones y la confección de un Consejo Nacional Electoral que no sea favorable al gobierno.

La plenaria, en la que gobierno y oposición debatirían las propuestas, estaba prevista para realizarse al mediodía. Antes hubo reuniones de cada parte con los facilitadores y el presidente Danilo Medina. No había claridad si la negociación podría extenderse hasta hoy o si las darían por concluidas ayer mismo.

Por la oposición participaron Julio Borges, de Primero Justicia; Luis Aquiles Moreno y Carlos Padilla, de Acción Democrática; Manuel Rosales y Enrique Márquez, de Un Nuevo Tiempo; Simón Calzadilla, del Movimiento Progresista de Venezuela, y los asesores Jorge Roig, Juan Manuel Raffalli y Colette Capriles. Voluntad Popular decidió no asistir.

El jefe de la delegación del gobierno, Jorge Rodríguez, al llegar a la Cancillería señaló que faltaban muy pocas cosas para un arreglo. “Estamos listos para lograr un acuerdo con los sectores de la oposición venezolana que están en esta mesa de diálogo”, explicó.

“El único propósito del gobierno de República Dominicana es que las partes alcancen un acuerdo definitivo a favor del pueblo de Venezuela”, afirmó el canciller dominicano Miguel Vargas, a través de un comunicado difundido antes de la reunión.

En la mesa de negociación estuvieron los cancilleres de Chile, Nicaragua, Bolivia, y San Vicente y las Granadinas; el presidente de República Dominicana, Danilo Medina, y el ex presidente de gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero. México se retiró después de que el oficialismo convocó las elecciones presidenciales, a través de la asamblea nacional constituyente.