Reuters: Pdvsa estableció esquemas de trabajo criticados por Chávez

El borrador de los contratos indicó que las compañías recibirían un incentivo por cada barril de producción adicional que produzcan, y se les reembolsará la inversión que hagan

La empresa estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa) acordó con siete empresas de servicios la cesión temporal de campos petroleros a cambio de pagarles un monto variable por barril de crudo si incrementan la producción, según el borrador de un contrato y dos fuentes del sector.

Este esquema fue criticado por el fallecido presidente Hugo Chávez, que aseguraba que dejaba pocas ganancias al Estado, reseñó Reuters.

Las empresas que firmaron los acuerdos incluyen cinco firmas venezolanas: Petrokariña, Enfriadores de Venezuela C.A., Consorcio Rinoca Centauro Kariña, Well Services Cavallino, and Consorcio Petrolero Tomoporo.

La mayoría de las empresas parecen estar involucradas en el servicio de petróleo, pero no tienen experiencia comprobable que indique si saben como trabajar los campos petroleros.

Las otras dos empresas son Helios Petroleum Services, una compañía panameña, y otra orinda de China llamada Shandong Kerui Holding Group.

El borrador de los contratos indicó que las compañías recibirían un incentivo por cada barril de producción adicional que produzcan, y se les reembolsará la inversión que hagan.

Los pagos se realizarán a una cuenta creada por los empresarios y ayudará, de acuerdo con los contratos, para ayudar a los contratistas a recibir el pago de Pdvsa.

Los contratos comparten características similares a los realizados en la decada de los 90, conocidos como acuerdos para la operación, en el que las empresas que trabajaban con Pdvsa eran remuneradas con incentivos por el crudo que producían.

El presidente Nicolás Maduro presenció, el 28 de agosto, la firma de acuerdos de servicios conjuntos en el Palacio de Miraflores. Aseguró que se trata de un intento de recuperación de un millón de barriles debido a la caída de la producción a niveles mínimos, los más bajos en los últimos 60 años.

Con información de Reuters