Otros procesados por asociación ilícita en Argentina

ARCHIVO LA NACIÓN

El juez Julián Ercolini procesó a la ex presidenta Cristina Kirchner por asociación ilícita y ordenó un embargo por 10.000 millones de pesos.

El procesamiento se da en el marco de la causa que investiga el direccionamiento de obras públicas viales al grupo Austral.

Ercolini procesó también a otras tres personas. Son ex funcionarios y empresarios vinculados a kirchnerismo:

Julio De Vido

El actual diputado del Frente para la Victoria fue desde 2003 hasta 2015 ministro de Planificación Federal. De él dependió Vialidad Nacional. Era quien habilitaba fondos a favor de Lázaro Báez, dueño de Austral.

Según un informe de la gestión Macri, derivó gastos con sobreprecios del 65% que cobró Austral Construcciones. De Vido es también investigado por enriquecimiento ilícito y fue denunciado por la presunta malversación de $ 26.000 millones que debían dirigirse a la modernización de Yacimientos Carboníferos Río Turbio (YCRT).

Lázaro Báez

El empresario creó Austral Construcciones, concesionaria de la mayoría de las obras públicas en el Sur, 18 días antes de que Néstor Kirchner llegara al poder. La empresa fue ampliamente beneficiada con la obra pública del gobierno kirchnerista.

Báez está detenido y procesado por lavado de dinero, con un embargo de $ 900 millones, en el marco de la causa conocida como "Ruta del dinero K".

José López

López fue secretario de Obras Públicas. Indicaba a Vialidad, dirigida por De Vido, a qué empresas debían pagarse los anticipos de obra. Austral Construcciones estaba entre las primeras. Así logró cobrar más del 35% (prohibido por ley) en adelanto del monto total de obras.

López fue detenido luego de ser hallado en un convento de General Rodríguez intentando ocultar bolsos con nueve millones de dólares. Avanza en su contra una causa por enriquecimiento ilícito.