Nuncio Aldo Giordano: Me siento tachirense y sobre todo gocho

DIÓCESIS DE SAN CRISTÓBAL

El nuncio apostólico en Venezuela, Aldo Giordano, arribó al Táchira para elevar a Basílica Menor, la Iglesia de San Antonio, en la frontera con Colombia y para participar en la celebración de las bodas de oro de la Iglesia del Buen Pastor en el popular sector de Puente Real, al oeste de San Cristóbal.

“Yo me siento en casa con todos ustedes, me siento parte de su familia. Las llaves de la ciudad me da el privilegio, el derecho de tocar a las puertas de todas sus casas cuando necesite. Yo me siento más que nunca me siento cristobalense, tachirense y sobre todo me siento gocho”, dijo el representante diplomático de la Santa sede en Venezuela.

“Ésta celebración por este templo es una contribución importante para la paz en nuestro querido país Venezuela. Como ustedes conocen bien, el papa Francisco en es un protagonista de la paz, reconocido en el mundo entero. El Papa Francisco quiere ayudar a Venezuela” señaló el nuncio apostólico quien reiteró su creencia en el milagro de la paz.

Monseñor Mario Moronta, obispo de la Diócesis de San Cristóbal, dijo que Giordano es “un gocho que habla muy bien el italiano”, al tiempo que agradeció a los concejales sancristobalenses por hacerle entrega de las llaves de la ciudad.

“Estoy seguro que el lunes transmitirá al Santo Padre, las alegrías e impresiones y éste homenaje. Le pido al señor nuncio y estoy seguro que lo va a hacer, que al escribirle al Santo Padre le pida de manera especial, siga bendiciendo al Táchira católico y querido”, dijo Moronta.