Del cacao al bombón

  • Gastroetc

Una pequeña tienda localizada en Valencia, bautizada Valle Canoabo, cuenta la historia de una familia que decidió dedicar sus esmeros al cacao y el chocolate, con buenos frutos. Allí, Carolina Morales, luego de 14 años en la industria hotelera, dio el paso a su emprendimiento con bombones hechos por ella y el chocolate Canoabo elaborado desde el grano por su familia. Es un camino que enriquece el periplo que comenzó cuando su padre, Luis Morales, se retiró -después de 30 años en la industria del vidrio- para rescatar una antigua hacienda de cacao que estaba tomada por la maleza, en Canoabo, en los valles altos de Carabobo.

Allí, bajo centenarios árboles de sombra, como bucares y samanes, crecen de nuevo los cacaos, en un lugar con caminerías para que las visitas lo recorran con un guía los fines de semana. En la finca San Cayetano de Canoabo prosperan también los frutales que Morales sembró: desde naranjas hasta guanábanas y caimitos. Allí se sumaron los cuidados de su hijo Rodrigo, que vigila el proceso desde la cosecha hasta que esos cacaos se fermenten y sequen en el patio que crearon con losas de antiguas haciendas. En un espacio diseñado con ese propósito lo transforman en las tabletas Canoabo, hechas desde la semilla. “Son artesanales con historia. Representan a un pueblo. Es el chocolate de Canoabo”, comparte Rodrigo.

Ese chocolate es, obviamente, la base de los bombones elaborados por Carolina que, además de aprovechar frutos secos o ron, cuenta con rellenos hechos con las frutas sembradas en esa finca: parchita o tamarindo chino, entre otras. “Todo está vinculado a la naturaleza y a este chocolate, que es muy frutal”,  cuenta quien comenzó a dedicarse formalmente a los bombones en enero de 2016, acondicionó un lugar en su casa para el laboratorio y a finales de diciembre estrenó la tienda en el centro comercial Las Chimeneas. Allí ofrecen los chocolates de la familia y de otros emprendedores, además de sus bombones.

La tienda Valle Canoabo está en el centro

comercial Las Chimeneas, en Valencia.

En Instagram: @bombonvallecanoabo

En la hacienda San Cayetano de Canoabo, Luis Morales y su hijo Rodrigo ofrecen recorridos turísticos para dar a conocer el proceso, desde la plantación hasta el chocolate. Lo hacen sábados y domingos.

En Instagram:@chocolatecanoabo