Los orígenes reales de Simón Bolívar: ¿descendiente de la nobleza europea?

Aunque el certificado de limpieza de sangre fue el más común en la Venezuela Colonial, lo cierto es que también existía otro: el de la nobleza de sangre. Los Bolívar recibieron este certificado. Simón Bolívar, el mito del héroe encarnado en Venezuela, es descendiente de las más poderosas familias reales europeas. Cabe destacar además que, los Bolívar de Munguía y Bilbao están emparentados con los de Zamudio. El historiador venezolano Andres Florentino Ponte (1881-1948) abordó el tema en la publicación “Bolivar y otros ensayos“ del año 1919. Recordemos que Ponte, a pesar de las limitaciones metodológicas de su época, fue el primero en investigar documentalmente los acontecimientos del 19 de abril de 1810 (ver la obra “La revolución de Caracas y sus próceres“).
 
El extenso árbol genealógico de Simón Bolívar se extiende hasta, por lo menos, el siglo VIII. Los abuelos de Bolívar portaron diversos titulos de nobleza: duques, condes y hasta reyes. Entre los antepasados de Bolívar, destacan: Eric III, Pedro duque de Cantabria, Biorn III, Fruela de Cantabria (hermano del Rey Alfonso de Asturias), Rey Sigurd Hiort, García Jiménez, Bermudo I, Eduvigis Rey de Germania, Violeta de Hungría, Don Alfonso II, Don Jaime El Conquistador, Yolanda de Hungría, Don Pedro II, Manfredo rey de Sicilia, Felipe I Rey de Francia, Refil Bjornsson, Pelayo el restaurador de la monarquía española, etc.
 
Simón Bolívar es, además, descendiente de Olaus III (Olof Skötkonung), considerado por algunos el primer rey de Suecia en 1001; y de Luis VI, Rey de Francia. Nuestro Libertador está emparentado con las más poderosas familias de Europa y ese es un aspecto fundamental para comprender, no solo la historia de Bolívar, sino la de Venezuela. El prócer escogido para la construcción del mito del héroe venezolano fue un noble. A diferencia de Francisco de Miranda, Bolívar sí podía demostrar sus orígenes aristocráticos.
 
Los pueblos necesitan un héroe. Los ciudadanos de la república necesitan un modelo que sirva de referencia. En Venezuela, Bolívar era el que encajaba mejor con la figura de padre de la patria, no solo por sus grandes logros y hazañas, sino por su linaje. Los historiadores presentaron un Bolívar idealizado para construir el mito del héroe venezolano. Los privilegios de cuna, además de determinar las oportunidades que tendrás en la vida, también podrían tener un rol decisivo en la definición del héroe nacional por excelencia.
 
La publicación de Andrés F. Ponte puede ser consultada aquí.