AN llevó el caso de Requesens a la Nunciatura Apostólica de Caracas

Ángel Medina Devis, dirigente de Primero Justicia, aspiró que la Santa Sede se pronuncie ante las injusticias en Venezuela

Foto: Cortesía

Diputados a la Asamblea Nacional (AN) acudieron hoy a la Nunciatura Apostólica en Caracas, la embajada de la Santa Sede en Venezuela, para presentar el caso de la detención del parlamentario Juan Requesens. Denunciaron también la violación flagrante a la Constitución y a los derechos humanos en el país.

Ángel Medina Devis, diputado a la AN y dirigente de Primero Justicia, indicó que Requesens es un ejemplo del trato que tiene la justicia hacia los sectores políticos que se oponen al gobierno. “El único delito que cometen los presos políticos es, desde su esfuerzo y sus convicciones, tratar de construir un país distinto”, declaró en una rueda de prensa.

Medina explicó que los diputados deben continuar alertando a la comunidad internacional de la situación en el país para alcanzar la justicia.

“Aspiramos el pronunciamiento de la Santa Sede, pero además, aspiramos que levante la voz a favor de los derechos humanos y a favor de la defensa de la Constitución y de los presos políticos de Venezuela”, pidió el diputado.

De igual forma, el dirigente de PJ indicó, con respecto a la presunta vinculación de Henrique Capriles con el caso de Odebrech, que sin importar las investigaciones que realicen no van a encontrar pruebas que inculpen al dirigente político porque es inocente. “El que no la debe no la teme”, citó Devis.