• Caracas (Venezuela)

Alexis Correia

Al instante

Alexis Correia

Bajo la tiranía de Jhonnasky

autro image
  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Envié un robot Philae a la superficie del Canal i y encontré señales de vida. En una época del año en la que nadie en Venezuela pone nada nuevo en pantalla, pues se prefiere tantear antes las incertidumbres y devaluaciones de 2015 (lo que se traduce en encarpetar todo más o menos hasta junio), están pasando algunas cosas allí. Por ejemplo, un concurso de talentos que, a pesar de las limitaciones presupuestarias, encierra al menos una personalidad magnética: ¿i tú cantas? (miércoles a las 6:00 pm).

La fuente de energía de este pequeño sistema solar es Jhonnasky Casanova, participante destacado en la edición de 2011 del segmento “Yo sí canto” de Súper Sábado Sensacional (Venevisión), que ganó Henrys Silva. Una individualidad atrapante y también tiránica en su egocentrismo: descaradamente andrógino, impecable en su presentación física y que sin duda sabe de lo que está hablando como miembro del jurado. Un gran acierto. Los que vean ¿i tú cantas? lo harán por él (lo que por supuesto incluirá expresiones homofóbicas), más que por alguno de los participantes. Y esa es una de las claves del género.

Por allí también se asoma Marie Claire Arcila, quizás la más deslenguada y pintoresca de la camada del Miss Venezuela 2013, que ya ha dejado sentado su lema: “En un reality show tú eres o no eres. Tienes que pelear por ser”. En dos platos: o te sientes un elegido o te quedas en casa.

Uno de los defectos que de inmediato detecté en ¿i tú cantas? es la ausencia de información, algo más o menos grave en un programa que está arrancando en un canal que no tiene la audiencia de Venevisión o Televen. En periodismo, se nos suele recomendar que siempre redactemos las noticias como si el lector nunca supiera absolutamente nada de los antecedentes. En Canal i, deberían tomar en cuenta a los televidentes que, como yo, aterrizaron en ¿i tú cantas? sin saber qué ha pasado antes. Al comienzo del show se indica que compiten “22 participantes por un sueño”, pero no me ha quedado claro todavía en qué fase de la eliminatoria se encuentra el programa (hasta ahora creo que hay 10 clasificados a algo) y cuál es el formato exacto. Por boca de Jhonnasky me enteré de que el ganador grabará un videoclip, pero de resto, nada se me ha dicho acerca del premio principal.

En una de las dos emisiones que vi, Marie Claire era miembro del jurado y en la siguiente, animadora, y había sido sustituida en el primero por un joven llamado Omar, nunca identificado claramente, y que también ejerce de “coach vocal” (coach es la palabreja de moda, si alguien sabe dónde se llena la planilla para transformarse en uno, que por favor me avise, necesito recursos extra). Si Marie Claire no interviene como jueza, creo que ¿i tú cantas? sale perjudicado. Volvemos a lo de antes: es un género que grita por personalidades marcadas, controversiales, alguien como Arcila que diga cosas al estilo de: “Tú música sirve para una parrillada”. Hasta ahora el juez más flojo es Ramsés Alegría. A uno de los participantes le indicó: “Me faltó algo en tu presentación de hoy”. ¿Qué clase de comentario tan vago es ese?

En ¿i tú cantas? no hay (ni creo que habrá) banda en vivo, público o un escenario como tal, por lo que es importante el factor imaginación en los participantes. En cierto modo, deben actuar, meterse en un personaje a partir de la nada. Hay talentos con cierto potencial. Hasta ahora mis preferidos son Kandy Márquez, el cantautor Eliú Ramos (el clásico chamo de la guitarrita sacado de los pasillos de la UCV o la Plaza de los Museos) y el dúo de vocalización Tierra y Tiempo, aunque no entendí el empeño de uno de sus integrantes, Arturo, en agarrarse los genitales mientras cantaba una ternurita como “Unchained Melody”.