• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

6 tipos de viaje para hacer al menos una vez en la vida

Viajar en solitario es una de las experiencias más enriquecedoras una vez que decides hacerlo / Foto Pixabay

Viajar en solitario es una de las experiencias más enriquecedoras una vez que decides hacerlo / Foto Pixabay

Según la compañía y el lugar al que viajes, vivirás experiencias diferentes y te llenarás de anécdotas dignas de recordar

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

1. Viaje con las amigas. Tus mejores amigas son las mejores compañeras de viaje, pues vivirán experiencias que recordarán para siempre y serán motivo de conversación cada vez que se reúnan. No importa si es a un destino para relajarse, salir de fiesta o hacer alguna caminata, siempre les ocurrirá algo que les quitará el aliento de tanto reír.

2. Escapada en pareja. Los viajes en pareja ayudan a que la relación sea más fuerte y les da la oportunidad de tener un tiempo en privado para conversar y conocerse aún más. Busquen un destino que sea ideal para los dos: una playa del caribe para los románticos o un destino con actividades al aire libre para los más aventureros.

3. Vacaciones familiares. Ya sea con tus padres y hermanos o con tu esposo y tus hijos, un viaje familiar siempre ayuda a afianzar los vínculos entre ustedes. Si dejaste tu casa hace tiempo para hacer tu vida solo, pasar tiempo en compañía de tus padres puede ser muy bueno para todos.

4. Aventura en solitario. Pensar en hacer un viaje solo puede parecer aburrido y hasta riesgoso. Sin embargo, es una de las experiencias más enriquecedoras una vez que decides hacerlo. No solo te permitirá reflexionar, relajarte y organizarlo según tus gustos personales sino que, de regreso a casa, te sentirás orgulloso de ti.

5. En auto. Cuando elegimos el medio de transporte que usaremos para viajar, solemos optar por el avión pues ahorramos tiempo. Lo que a veces no nos damos cuenta es que hacerlo en auto nos da la oportunidad de ver paisajes, pasar por ciudades o pueblos interesantes y notar el cambio de realidad que hay desde que salimos desde nuestra casa hasta llegar a nuestro destino.

6. A un país lo más distinto al tuyo posible. La idea de viajar muchas veces obedece a lo que consideramos nuestra zona de confort y elegimos destinos donde podamos desenvolvernos sin esfuerzo. Pero no hay cosa mejor que recorrer un país o ciudad donde tengamos que arreglárnoslas para poder sobrevivir y nos dé la oportunidad de aprender sobre una nueva cultura viviéndola en carne propia. Es algo muy satisfactorio e inolvidable.