• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

¿Son seguras las bandoleras para llevar a los bebés? Ante muertes, aquí los consejos

¿Son seguras las bandoleras para llevar a los bebés? Ante muertes, aquí los consejos / El Mercurio/Chile/GDA

¿Son seguras las bandoleras para llevar a los bebés? Ante muertes, aquí los consejos / El Mercurio/Chile/GDA

Son prácticas y cómodas, pero su uso incorrecto puede llegar a ser fatal

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

De un tiempo a esta parte, las bandoleras se han vuelto un popular accesorio entre las madres con bebés pequeños. Es común ver a famosas actrices y cantantes usarlas para el traslado de sus hijos, e incluso en marzo pasado la diputada Camila Vallejo recurrió a una para llevar en brazos a su hija Adela, de seis meses, durante el cambio de mando.

Se trata de un trozo de género que amarrado de determinada manera, permite que las madres transporten a sus bebés, pero a la vez tengan sus manos libres. Algo así como una versión más moderna -y ondera- de las tradicionales mochilas portabebés, que por lo demás son utilizadas desde hace muchísimos años por diversas culturas.

De ellas se dice que son prácticas, livianas, cómodas y que permiten llevar al niño de una forma más natural. Pero a pesar de todos sus beneficios, es importante que quienes las utilicen tengan ciertas precauciones, ya que existen registros de muertes de niños asociados a ellas.

De hecho, en Gran Bretaña se está realizando una investigación para aclarar las circunstancias en que Eric Matthews, de sólo cinco semanas de vida, falleció cuando su madre lo paseaba en una bandolera.

La tragedia ocurrió en la Navidad de 2013, cuando Marianne Matthews decidió sacar a su hijo a dar una vuelta, para intentar calmarlo ya que estaba muy inquieto. "Al principio estaba llorando, pero después dejó de hacerlo. En el camino de regreso se estaba quedando dormido. Cuando llegamos a casa descubrimos que no estaba respirando", dijo la mujer en una declaración, según publicó el "Daily Mail".

Entonces, Marianne y su marido intentaron reanimarlo, pero a pesar de sus esfuerzos Eric murió en el hospital ocho días después.

De acuerdo a la patóloga que examinó el cuerpo del niño, su fallecimiento se debió a que la posición en que se encontraba le provocó una asfixia. La especialista agregó que seis casos similares se han registrado en Gran Bretaña, y 16 en Estados Unidos y Canadá.

Sin embargo, la madre del bebé aseguró en su declaración que ubicó a Eric contra su pecho, siguiendo las instrucciones de un manual para padres. Y aunque descartó que su intención sea generar alarma sobre las bandoleras, señaló que es absolutamente necesario que los padres sepan que se debe tener precaución en su uso.

"Todos los libros sobre bebés dicen que las bandoleras son buenas para ellos. Nosotros sabíamos que los bebés pueden morir si se les deja de espaldas sobre la cuna. Pero sobre esto no sabíamos en absoluto", explicó.

Recomendaciones de la Clínica Mayo

Tal es la preocupación que han generado las muertes de bebé asociadas a las bandoleras, que la Clínica Mayo publicó ciertos consejos para prevenir accidentes. En el artículo se pide poner especial atención a los bebés menores de 4 meses de edad, quienes corren mucho riesgo de asfixia.

"Los bebés tienen los músculos del cuello débiles y no pueden controlar sus cabezas durante los primeros meses después del nacimiento. Si la tela de la bandolera está sobre la nariz y boca del bebé, éste podría ser incapaz de respirar. Esto puede llevar rápidamente a una asfixia", señala Jay L. Hoecker, pediatra autor de las recomendaciones.

Asimismo, el especialista señala que la posición curva en la que queda el recién nacido cuando es puesto en la bandolera -con su mentón pegado al pecho-, también puede restringir el ingreso de aire a sus pulmones. "A su vez, esto puede impedir que el bebé llore por ayuda y supone un riesgo de asfixia", añadió.

El médico afirmó que un niño corre mayor peligro de asfixiarse en una bandolera si nació prematuramente o con un peso menor a 2,5 kilos, o si tiene problemas para respirar producto de un resfrío, por ejemplo. En estos casos, Hoecker llama a los padres a abstenerse de usar el accesorio.
Y si el bebé es apto para ser transportado en una bandolera, el pediatra entrega los siguientes consejos para minimizar riesgos.

- Lee las instrucciones: revisa dos veces el peso mínimo que debe tener el bebé para utilizar la bandolera.

- Mantén libres las vías áreas del bebé: asegúrate que su rostro no está cubierto por el género y que en todo momento lo puedes ver.

- Ten precaución después de alimentarlo: cámbialo de posición para que su cabeza quede hacia arriba, libre de la bandolera y de tu cuerpo.

- Cuida la forma en que te agachas: si vas a recoger algo, no dobles tu cintura, sino que usa tus rodillas.

- Revisa frecuentemente a tu bebé: asegúrate de que está en una posición segura.

- Fíjate si la bandolera está gastada: arregla inmediatamente cualquier rotura.

- Investiga si el producto no ha sido llamado a revisión: el especialista recomienda visitar la página web de la Comisión de Seguridad de productos del Consumidor (CPSC, por su sigla en inglés), donde permanentemente se entrega información sobre productos que son retirados del mercado.