• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Un estudio revela los secretos de los "selfies"

Hábitos como atender a las personas u observar las cosas que nos rodean a diario, así como practicar deporte y actividades con familiares y amigos, como ir al cine o viajar, son algunas de las ideas aportadas por la doctora para combatir la adicción a las "selfies" | Foto: Archivo

Hábitos como atender a las personas u observar las cosas que nos rodean a diario, así como practicar deporte y actividades con familiares y amigos, como ir al cine o viajar, son algunas de las ideas aportadas por la doctora para combatir la adicción a las "selfies" | Foto: Archivo

La moda de las fotos selfies ya tiene su estudio: analizaron miles de autorretratos de Instagram para buscar coincidencias y diferencias en las imágenes capturadas en cinco ciudades alrededor del mundo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Antes se las conocía como autorretratos, o autofotos: una imagen en la que aparecía el fotógrafo, por lo general apelando a un espejo. La popularidad de los smartphones (y la presencia de una cámara frontal para videollamadas) hizo explotar esta práctica , a la que se suben personalidades de todo tipo , al punto de que selfie (una manera cariñosa de referirse, en inglés, a una foto de uno mismo) fue elegida la palabra del año para el mundo anglosajón en 2013 .

En la Universidad de Nueva York fueron más allá, y realizaron un estudio para ver cómo eran estos autorretratos, tomando 120.000 selfies del sitio Instagram, de cinco ciudades: Bangkok, Berlín, Moscú, Nueva York y San Pablo; las conclusiones las publicaron en el sitio Selfiecity . De esas 120.000 imágenes seleccionaron las que tenían una sola persona en la fotografía, para terminar con un grupo de 3200 fotos, y usaron software de reconocimiento facial para determinar si sonreían, la posición del rostro relativo a la cámara, etcétera.

Los datos indican, por ejemplo , que aunque están de moda es un tipo de fotografía relativamente escasa (3 a 5 por ciento de las fotos analizadas), que suelen tener un rostro femenino antes que masculino (1,3 a 1,9 veces, con Moscú con 4,6 veces más selfies con mujeres que con hombres), que suelen ser de jóvenes (con una edad estimada cercana a los 24 años), que las mujeres suelen inclinar la cabeza ante la cámara, y que en San Pablo y Bangkok tienden a sonreír en la foto (66% de las veces) contra el 53% en Moscú.

Lo atractivo, además, es cómo los investigadores presentan el material, que puede consultarse en el sitio, definiendo múltiples variables para encontrar coincidencias o ausencias.