• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Siete consejos para preparar papitas fritas crujientes

Papas fritas | Archivo

Papas fritas | Archivo

La cantidad al momento de freír podría incidir en el resultado de la preparación

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Para muchos –lo mismo niños que adultos- es imposible resistirse a la tentación de probar una papita frita, crujiente y dorada acabada de freír.

Pero para que quede delicioso este versátil platillo –que lo mismo se come solo que se acompaña con una salchicha, una hamburgusa, un corte de carne, pollo o pescado-  es importante prepararlo de la manera correcta.

Para que puedas lograr ese resultado tan esperado -crujiente y doradito- el chef Xavier Pacheco, del restaurante La Jaquita Baya, en Miramar, ofrece siete consejos valiosos que puedes seguir en tu cocina.

1. Compra papas frescas que sean más duras y firmes al tacto. Evita aquellas que tengan nuditos o raíces, porque eso denota que ya lleva tiempo.

2. Trata de comprar las papas bastante cerca de la fecha en que las vas a freir para que evites ponerla en la nevera. “Cuando se dejan en un lugar fresco porque es cuando mejor se conserva la papa”, asegura Pacheco.

3. Aunque lo ideal es pelar las papas y freirlas rápido, si no puedes hacerlo deja las papas en agua por un rato para evitar su oxidación. Eso sí, procura no dejarlas demasiado porque su sabor y textura puede cambiar.

“Si vas a dejarlas en agua procura que sea fría, porque así cuando se pone en el aceite caliente el almidón de la papa reacciona creando una capa crujiente”, explica Pacheco.

4. Los belgas, quienes reclaman ser los creadores de este platillo, tienen una forma muy particular de hacer las papas fritas crujientes. Su técnica consiste en hervir primero la papa para luego sazonarla y freirla. Pacheco señala que puedes hacerlo con el aceite a una temperatura baja entre 225 y 250 grados y luego freirlas a unos 350 grados.

“Una vez las precocinas a una temperatura más baja, puedes hasta congelarlas y freirlas más adelante”, recomienda el chef, quien recomienda el uso de aceite de canola o de girasol por ser menos perjudiciales para la salud.

5. El tiempo en el que se freirán las papas va a depender del grosor de éstas; mientras más gruesas más tiempo te tomará. Las papas finas tienden a ser más crujientes y las más gruesas acostumbran a tener una textura más cremosa en su interior, asegura el experto. Además, toma en cuenta que si decides precocinarlas se freirán bien más rápido.

6. Fríe las papas en pocas cantidades, aunque tengas que hacer varias tandas. Si colocas demasiadas en una sartén la temperatura del aceite baja y el resultado no será el mismo.

7. La sal o cualquier tipo de sazón que prefieras debes agregarlo al final, pero cuando la papa aún está caliente. “Quienes la hierven primero lo hacen en agua con sal. Pero una vez están fritas debes sazonarla rápido porque caliente es como mejor absorben cualquier cosa que se le añada”, recomienda.