• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Umberto Eco asegura que el Estado Islámico es el "nuevo nazismo"

Umberto Eco / EFE

Umberto Eco / EFE

El escritor italiano y autor de varios ensayos sobre el islam, asegura que la organización yihadista ejecuta una estrategia "apocalíptica"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El escritor italiano Umberto Eco se refirió al atentado terrorista en Francia, asegurando que el mundo se encuentra en guerra y que el Estado Islámico es el nuevo nazismo. El intelectual de 83 años confiesa que se siente como cuando era niño y su país estaba siendo bombardeado durante la Segunda Guerra Mundial.

"Han cambiado las modalidades de la guerra; hay una guerra en curso y nosotros estamos metidos hasta el cuello, como cuando yo era niño y vivía mis días bajo los bombardeos que podían arribar de un momento a otro sin que yo lo supiera", reconoció. Para uno de los autores más destacados de Italia y autor de varios ensayos sobre el islam, el método que emplea la organización yihadista, con una estructura militar y administrativa en los territorios sirios e iraquíes bajo su control, es "apocalíptico".

"Lo que sí se puede decir hoy en día es que el grupo Estado Islámico es una nueva forma de nazismo, con sus métodos de exterminio y su voluntad apocalíptica de apoderarse del mundo', comentó. La organización extremista, que lanzó en septiembre una llamada a los musulmanes a matar a civiles y militares de los países miembros de la coalición internacional, "se quiere apoderar del mundo", recalcó.

El autor de la novela "El nombre de la rosa", recordó que "las grandes guerras han sido desencadenadas por religiones monoteístas a causa de un libro. "Han sido las religiones del libro las que han provocado las guerras para imponer la idea contenida en sus textos", explicó. "¿Ha visto alguna vez que animistas hayan intentado conquistar el mundo con las armas?", se interroga al explicar las razones por las que se han desatado guerras en el curso de la historia de la humanidad.

Durante la charla, Eco reconoció que todos los grandes cambios "aterrorizan", pero considera que sería igualmente terrible la perspectiva de que un gran centro comercial sustituya a una catedral, una visión que podría realizarse.