• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Sube la tensión en Hong Kong entre los manifestantes y las autoridades

Archivo / AP

Archivo / AP

Los manifestantes mantienen paralizadas varias zonas céntricas de esta plaza financiera mundial, y amenazan con endurecer su movimiento si no obtienen la renuncia del jefe de gobierno

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La movilización prodemocrática de Hong Kong cobró mayor intensidad al difundirse imágenes de policías haciéndose con gases lacrimógenos y pelotas de goma, y las autoridades pidieron la dispersión rápida de los manifestantes, que exigen la dimisión este mismo jueves del jefe del ejecutivo local.

Los manifestantes mantienen paralizadas varias zonas céntricas de esta plaza financiera mundial, y amenazan con endurecer su movimiento si no obtienen la renuncia de Leung Chun-ying antes de la medianoche.

El jefe del gobierno hablará a la prensa a las 15H30 GMT, media hora antes de que venza el ultimátum de los prodemocracia, según anunciaron las autoridades locales.

Los manifestantes consideran al jefe del gobierno local una marioneta de Pekín, que este jueves manifestó su apoyo al líder hongkonés.

"El gobierno central sigue apoyando de forma firme" a la administración de Leung Chun-ying, y "la gestión de estas actividades ilegales por parte de la policía del territorio, en el marco de la ley", escribió en portada el Diario del Pueblo, órgano del gobernante Partido Comunista de China.

Las autoridades de la ex colonia británica pidieron a los manifestantes que "se dispersen pacíficamente lo antes posible", y afirmaron que las protestas ya han tenido "un impacto serio" en la ciudad.

Sin embargo, la tensión subió este jueves al difundirse en las redes sociales y en la televisión imágenes de la policía proveyéndose de un barril de pelotas de goma y de otro que podría ser de gases lacrimógenos.

"Cuanta más gente estemos aquí, más seguros estaremos", dijo a la AFP Heiman Chan, de 25 años, que acudió a la manifestación frente a la sede del gobierno y el consejo legislativo tras ver esas imágenes en Facebook.

"No dejaremos este sitio por nada del mundo. Si usan gases lacrimógenos, nos replegaremos y ocuparemos otra zona. Y si usan pelotas de goma, correremos un poco más rápido", añadió.

La campaña de desobediencia civil que se gestaba desde hace semanas en Hong Kong se intensificó brutalmente el domingo y desde ese día decenas de miles de manifestantes han salido a la calle.

Los manifestantes denuncian una intromisión creciente de Pekín, reclaman un sufragio universal sin cortapisas, y rechazan que en las elecciones de 2017 las autoridades chinas mantengan el control sobre los candidatos a jefe del gobierno local. 

Agnes Chow, una dirigente del movimiento estudiantil, emplazó al jefe del ejecutivo a dimitir antes del jueves por la noche. De lo contrario, "estudiaremos varias acciones diferentes los próximos días, como la ocupación de edificios gubernamentales importantes". 

Willy Lam, investigador en la Universidad China de Hong Kong, no cree en una dimisión inmediata, ya que en ese caso parecería que Pekín "está cediendo a lapresión de los manifestantes". 

En cambio, si la movilización continúa dos o tres semanas más, el presidente chino Xi Jinping se expondría a las críticas del Partido Comunista, y el cese del líder hongkonés "sería una posibilidad". 

El gobierno chino trata por todos los medios de evitar la propagación de una ola prodemocrática en el país. El Partido Comunista endureció como nunca antes la censura sobre las redes sociales y presenta al movimiento hongkonés como un grupo de "extremistas" que viola la ley. 

La Unión Europea dijo este jueves que está preocupada por Hong Kong, y llamó a todas las partes a la "moderación". 

El ministro chino de Relaciones Exteriores, Wang Yi, advirtió a Estados Unidos que no debe inmiscuirse en la crisis, destacando que "los asuntos de Hong Kong son asuntos internos de China" durante un encuentro con el secretario norteamericano, John Kerry, en Washington.