• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

A 20 años de Toy Story 10 curiosidades del primer largometraje de Pixar

Toy Story / Vía El Mercurio

Toy Story / Vía El Mercurio

El 19 de noviembre de 1995, Pixar y Disney lanzaron la animación hecha completamente con recursos digitales. Pese tener bajo presupuesto, y en contra de todo pronóstico, se convirtió en una de las producciones más importantes de la historia del cine. 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

“You are a toy”

Quizás "You are a toy" ("Eres un juguete") es una de las frases más populares de la primera entrega de Toy Story. Fue la que Woody le dijo varias veces a Buzz cuando estaban perdidos, para que así asumiera que no era un astronauta de verdad, sino que un simple juguete. Lo que pocos saben, es que esa frase estuvo a punto de ser el verdadero nombre de Toy Story.

Un pequeño protagonista

Nadie se imagina a Toy Story sin Woody como protagonista. Sin embargo, eso estuvo a punto de ocurrir. Resulta que originalmente Pixar usaría a Tinny, el personaje de su cortometraje ganador del Oscar, Tin Toy (1988), como héroe. La idea era que él se perdiera en un viaje familiar, y que se uniera a un títere con pocas luces en una travesía para encontrar su hogar.

Una película "insoportable"

En enero de 1993 Disney dio luz verde al proyecto de Toy Story, y diez meses después Pixar entregó un boceto inicial de la película, el cual fue un completo desastre e incluso fue tildado como "insoportable" por el estudio. Según la compañía, la película mostraba a Woody como un "estúpido sarcástico", al más puro estilo de John Wayne, y que insultaba constantemente a los otros juguetes. Inmediatamente Disney puso el proyecto en pausa hasta que se redactara un nuevo guión.

La exigencia de Tom Hanks

Cuando llegó la hora de elegir el elenco de Toy Story, los creadores de la película querían que Tom Hanks fuera la voz de Woody por una de sus escenas en la película Socios y sabuesos (1989), en la que le hablaba a un perro. Éste aceptó, ya que durante su infancia se preguntaba si sus juguetes se movían cuando salía de su habitación. Pero no todo fue tan fácil. El actor puso cierta exigencia para grabar sus líneas: tenía que ser al tiempo que rodaba las películas Sintonía de amor y Un equipo muy especial, ya que no quería hacerlo durante Filadelfia o Forrest Gump, porque eran papeles más serios.

¿Buzz o Lunar?

Todos conocen a Buzz Lightyear, un juguete que emula a un astronauta que recorre el espacio en búsqueda de aventuras. Es por eso que originalmente iba a tener otro nombre: Lunar Larry, sin embargo, los creadores se decidieron finalmente por Buzz Lightyear, un nombre más a la altura de este querido personaje.

“La Máscara” como Buzz

Pixar quería a Jim Carrey para que le diera voz a Buzz Lightyear. Pero la película contaba con un bajo presupuesto (30 millones de dólares), insuficiente para contratar al comediante. Más tarde el papel fue a parar a Tim Allen.

El peor error de Billy Crystal

Antes de que Tim Allen se adjudicara el papel de Buzz Lightyear, el rol fue ofrecido a Billy Crystal, quien rechazó la oferta. Tras el posterior éxito de la cinta, el actor lamentó su decisión y la catalogó como el peor error de su carrera. Más tarde dio voz a Mike Wazowski en la producción de Pixar, Monsters, Inc.

El rechazo de Mattel

Originalmente, el personaje de Little Bo Peep iba a ser una Barbie. Sin embargo, Mattel no quería que su muñeca estrella estuviera en la película ¿El motivo? No quería que se le mostrara con una personalidad definida, sino que quería que las niñas la imaginaran como quisieran. Cuando la película alcanzó gran éxito, Mattel dio un paso atrás y permitió que Barbie apareciera en las secuelas.

Soldados a la guerra

Mattel no fue la única marca de juguetes en rechazar su participación en Toy Story. Hasbro se unió a la decisión cuando no quiso que aparecieran los populares muñecos de G.I. Joe en la cinta. Esto fue debido a que Pixar quería que uno de ellos explotara a manos de Sid, el vecino de Andy conocido por su rudeza y por ser un destructor de juguetes.

La mala decisión de Mattel y Hasbro

Las dos populares marcas de juguetes no sólo cometieron el error de rechazar la participación de sus juguetes en Toy Story, sino que también declinaron la oferta de Pixar de tener los derechos de los juguetes basados en los personajes de la película. Al final, la licencia quedó en manos de la pequeña compañía canadiense Thinkaway Toys, que la mantiene hasta hoy en día.