• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Piensa en estas preguntas antes de considerar el matrimonio

Muchas cosas pueden llevarte a pensar en matrimonio prematuramente | Shutterstock

Muchas cosas pueden llevarte a pensar en matrimonio prematuramente | Shutterstock

El matrimonio es un comprimiso para toda la vida. Estas preguntas te harán reconsiderar si estás lista para dar el pasoEl matrimonio es un comprimiso para toda la vida. Estas preguntas te harán reconsiderar si estás lista para dar el paso

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El matrimonio no es una decisión que debe tomarse a la ligera. La juventud y la ilusión nos pueden llevar a hacer cosas sin medir las consecuencias. Si tu corazón te dice que él es el amor de tu vida, es mejor detenerte un momento y evaluar bien todo lo que se necesita para vivir al lado de una persona “hasta que la muerte los separe”.

Dar el siguiente paso en una relación y pensar en matrimonio implica madurez y compromiso por parte de ambas personas. De amor no solo sobrevive una pareja, también de trabajo, sacrificios y mucha paciencia.

¿Crees tener lo necesario para el matrimonio? Responde estas cinco preguntas antes de considerarlo.

1. ¿Te ves envejeciendo al lado de esa persona?

Los años pasan y pesan. Todos vamos a envejecer y queremos hacerlo de la mano de una persona que nos ame de verdad y nos comprenda. ¿Tu pareja es capaz de hacerlo? Si ambos son conscientes del gran compromiso que es pasar el resto de su vida juntos, no duden en dar el siguiente paso.


2. ¿Cómo es cuando se pelean?

¿Son de las parejas que se pelean y se bloquean de redes sociales? ¿De las que se dejan de hablar por días? Un matrimonio implica convivencia y si una pelea es capaz de producir esos efectos entre ustedes, es mejor que lo solucionen antes.

3. ¿Cuáles son sus metas?

Una vez que estén casados, llegó el momento de remar en un barco de a dos. Para llegar a buen puerto, ambos tienen que tener metas compartidas, que involucren trabajo mutuo y que los haga felices. Siéntense a conversar sobre ellas antes de aventurarse a darse el sí


4. ¿Son capaces de sacrificarse el uno por el otro?

No se trata solo de dejar de lado los sueños por la otra persona, sino de dar el brazo a torcer en lo que uno quiere para llegar a un final beneficioso para ambos. Si aún tienes muchos planes donde tu pareja no está incluida, espera a cumplirlos antes de comprometerte.

5. ¿Se conocen lo suficiente en la intimidad?

Por intimidad no nos referimos solo al aspecto sexual, también a su comportamiento en casa. ¿Eres ordenada? ¿Él sabe hacer cosas en la casa? ¿Serán capaces de compartir las tareas domésticas? La convivencia es importante y, si aún no estás lista para tolerarla, no es el momento para casarte.