• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Hiroshima y sus encantos turísticos

Puerta de Itsukushima. / foto Wikipedia

Puerta de Itsukushima. / foto Wikipedia

70 años después del ataque nuclear, la ciudad mantiene evidencias de aquella tragedia que se convierten en sitios de interés para quienes visitan Japón

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Hiroshima se ha transformado, pero sin olvidar su doloroso pasado. 70 años después del ataque nuclear, la ciudad mantiene evidencias de aquella tragedia que se convierten en sitios de interés para quienes visitan Japón.

Uno de sus atractivos turísticos más importantes es el Monumento de la Paz, un edificio que sobrevivió al bombardeo y se mantiene en pie. Hiroshima también ofrece a los turistas la oportunidad de conocer más sobre la cultura japonesa en sus hermosos parques, imponentes templos, castillos y eventos culturales.

Castillo de Hiroshima. Originalmente construido en 1589, el castillo de Hiroshima fue casa del gobernador de los poblados de los alrededores. Fue destruido por la caída de la bomba y reconstruido en 1958 para funcionar como museo de la historia de la ciudad antes de la Segunda Guerra Mundial.

Parque de la paz. Esta era la zona más concurrida de la ciudad con decenas de tiendas y viviendas. Luego de la caída de la bomba, todo quedó destruido dejando un terreno vacío que se usó para edificar un parque en memoria de los fallecidos. Cada seis de agosto se realiza ahí una ceremonia especial para pedir por la paz mundial cerca del cenotafio central donde están escritos los nombres de las víctimas.

Monumento de la paz. El antiguo edificio construido para la Exposición Comercial de la Prefectura de Hiroshima en 1915 es hoy un Patrimonio de la Humanidad debido a lo que representa para la ciudad. Fue la construcción más próxima que resistió el impacto de la bomba y se ha preservado con el mismo nivel de destrucción en el que quedó en 1945.

Monumento de la paz de los niños. Ubicado en el Parque de la Paz, está dedicado a la niña Sadako Sasaki que murió de una leucemia producida por la radiación de las bombas. Sin embargo, hoy es un lugar para conmemorar a todos los niños fallecidos durante el bombardeo y por los estragos que este causó. Es típico colocar grullas de papel en los alrededores y anualmente se encuentran más de 10 millones de ellas.

Parque Shukkeien. Es el área verde más tradicional de Hiroshima y se empezó a construir en 1620 para el gobernante Asano Nagaakira. Sus lagos, puentes y pabellones tradicionales lo convierten en uno de los puntos escénicos más hermosos de la ciudad. Es famoso por sus árboles de ciruela y flores de cerezo, plantas típicas de Japón.

Santuario Itsukushima. Para llegar a la isla de Itsukushima o Miyajima hay que tomar el tren hasta el terminal del ferry de Hiroshima y abordar uno de estos barcos para realizar el viaje de 10 minutos. Esta isla es famosa porque en ella se encuentra este santuario único construido sobre el agua y ha sido declara como Patrimonio de la Humanidad. El diseño original del templo data del siglo VI pero lo que se aprecia hoy es una reconstrucción del siglo XVI.

Ver un espectáculo de Kagura. Recorrer una ciudad no se trata únicamente de visitar sus monumentos históricos, también es apreciar su cultura y tradiciones. El Kagura es un tipo de representación teatral con música y danza que se realizan en los templos sintoístas. En el distrito de Akitakata, al norte de Hiroshima, se puede ver uno de estos shows en la villa Kagura-Monzen-Toji-Mura.