• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Estudio revela que los usuarios de internet quieren privacidad pero no hacen mucho por ella

Cuaderno de tinta electrónica | Internet

Cuaderno de tinta electrónica | Internet

Investigación de EMC revela que el 59% de los usuarios siente que hay menos privacidad que hace un año, pero un 62% no toma medidas simples como cambiar sus contraseñas con regularidad.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Durante el último año la privacidad en internet se ha vuelto uno de los temas claves de la industria. Tras las revelaciones de Edward Snowden, sobre los programas de vigilancia del gobierno de Estados Unidos, y los reiterados ataques a bases de datos de servicios como Twitter y eBay, la idea de mantener datos personales como información privada se ha vuelto una idea clave del mundo de internet.

Así lo revela una investigación hecha por la compañía estadounidense EMC, bautizada como "Índice de Privacidad", realizada a través de encuestas a 15 mil internautas de 15 países.


El trabajo publicado esta semana concluye que si bien las personas quieren obtener los beneficios de la tecnología, los desean sin hacer sacrificios en privacidad y con un porcentaje importante de ellos sin tomar acciones concretas para protegerla. Aún así, un 59% considera que ahora tienen menos privacidad que hace un año.


EMC afirma que el estudio revela tres paradojas que ayudan a entender el fenómeno: el quererlo todo, la inactividad y el compartir en redes sociales.


Queremos todo pero no hacemos nada


La investigación concluye que un 91% de los usuarios valora los beneficios entregados por la internet, facilitando el acceso a la información y al conocimiento humano. Consultados si estarían dispuestos a sacrificar parte de su privacidad para tener un mejor servicio, un 27% indicó que estaría de acuerdo.


Pero aunque la privacidad de la información es un área de interés, no todos los internautas toman acciones al respecto. Por ejemplo, un 62% de los encuestados no cambia sus contraseñas de servicios de internet con regularidad, una de las recomendaciones más básicas en cuanto a seguridad online se trata.


En las redes sociales, un 40% de los usuarios no personaliza la configuración de privacidad, por lo que comparten el contenido que las redes sociales determinan por defecto. La situación es particularmente importante en Facebook, donde hasta hace poco muchas aplicaciones compartían la actividad del usuario en su perfil de forma automática. Pasando al mundo de la telefonía móvil, un 39% no usa la protección del equipo mediante contraseñas en el bloqueo de pantalla.


El problema es que, aunque no toman acciones para proteger su información, sólo un 11% de los usuarios reconoce la "falta de cuidado y atención por parte de las personas normales como yo" como un riesgo. Los mayores peligros los representan, según las respuestas, el intercambio de datos de las empresas para lograr más ganancias (51%) y la falta de atención de los gobiernos (31%).


Sobre las redes sociales, un 84% de los internautas dice que no le gusta que nadie sepa nada sobre ellos o sus hábitos, a menos que se tome una decisión consciente de compartir esos datos. Mientras, las compañías que manejan información no generan mucha confianza: aunque un 51% asegura confiar en las habilidades de los proveedores para proteger los datos, un 39% dice confiar en su ética.


¿Cuál es la visión para el futuro? Un 81% afirma que la privacidad será menos en los próximos cinco años.