• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Cibersexo: ¿Cuenta como infidelidad?

La respuesta de si el cibersexo es infidelidad o no reside en la importancia que le des al tema | Shutterstock

La respuesta de si el cibersexo es infidelidad o no reside en la importancia que le des al tema | Shutterstock

El panorama cambia cuando del otro lado existe una persona con la que hay un vínculo real. Allí es donde comienzan los problemas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Antes de juzgar, lo primero que debemos preguntar es qué motiva a experimentar el cibersexo. Una de las razones es el anonimato y esa sensación de que nadie te juzgará y que no existe el “después”. Usualmente solemos pensar que quien se refugia en el internet tiene carencias en la vida real; sin embargo, también podría tratarse de una fantasía sexual sin ningún lazo emocional.

El panorama cambia cuando del otro lado existe una persona con la que hay un vínculo real. Allí es donde comienzan los problemas. Ocultar información, darle pie a las sospechas y la desconfianza pueden ser una puerta abierta al fin de tu relación.

¿Por qué? Porque el cibersexo puede ser considerado una infidelidad, a pesar de no existir un contacto físico real. Si ambos desean disfrutar del cibersexo, las cartas están sobre la mesa. Si esto es solo cuestión de uno, la sinceridad es lo más recomendable.

El sexting (palabra que viene de la unión de sex y texting (envío de mensajes), en cambio, es el intercambio de mensajes con una connotación sexual y esto sí genera un vínculo con la persona al otro lado de la pantalla.

El problema empieza cuando el destinatario de tus mensajes no es tu pareja. Un estudio realizado por The Huffington Post y YouGov (una compañía de investigación en internet) arrojó que el 85% de mujeres y el 74% de hombres dijeron que el sexting es deshonesto.

¿La clave? La importancia que le des al tema, recuerda que en el mundo de la sexualidad hay mucho que explorar y nada está escrito.

Y tú, ¿Qué opinas?