• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Británica es llamada “vagabunda” por amamantar a su bebé en público

Esta es la foto que colgaron en Facebook donde aparece amamantando a su bebé | Facebook

Esta es la foto que colgaron en Facebook donde aparece amamantando a su bebé | Facebook

Emily Slough fue fotografiada por un extraño, que luego subió la imagen a Facebook. Pocos días después, una chilena vivió una incómoda situación en un pub restorán de Quillota donde no la dejaron dar pecho a su hijo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El pasado 13 de marzo, el diario La Estrella de Valparaíso informó sobre la incómoda experiencia que Paula Gómez vivió en el bar restorán “El roto inglés” ubicado en Quillota. La mujer entró al lugar para comer algo y cuando aún no la atendían, su bebé de sólo un mes y un par de días comenzó a llorar de hambre.

Como es natural, Paula se dispuso a amamantarlo, con la precaución de utilizar un pañal para cubrirse. Sin embargo, tras percatarse de la intención de la mujer, el administrador del local le dijo que no podía alimentar al niño allí. Ella, incómoda con toda la escena, optó por salir del lugar y amamantar a su hijo en la Plaza de Armas.

Como es lógico, la situación generó molestia entre quienes apoyan la maternidad y la lactancia, y varias organizaciones se preparan para realizar hoy a las 13:00 horas en la Plaza de Armas de Quillota, una "tetada por la libertad de amamantar en público".

Coincidentemente, unos días antes de que Paula Gómez viviera esa experiencia en Chile, al otro lado del mundo, específicamente en Inglaterra, otra mujer había pasado por algo similar. Emily Slough se encontraba comprando en una calle, cuando a su hija Matilda de ocho meses de edad se puso hambrienta, por lo que se sentó en las escaleras de un restorán para amamantarla. La situación hubiera pasado desapercibida de no ser porque un extraño le tomó una fotografía y la subió a Facebook con el comentario:

"¡¡¡Sé que hay sol y todo eso, pero no es necesario que tu hija haga fiesta con tu pezón en la ciudad!!! Vagabunda".

Al ver su imagen en la red social y lo que se decía de ella, Emily quedó en shock. "La mentalidad de la persona que intentó avergonzarme por alimentar a mi hija, me enoja mucho", le dijo al periódico Birmingham Mail. Y agregó: "Me siento cómoda y confiada con dar pecho, pero conozco a muchas que no lo están y que ni siquiera les hace gracia la idea de amamantar debido a un estigma ridículo relacionado con ello y al miedo a la vergüenza, la humillación y la falta de aceptación".

La mujer señaló que en un principio pensó ignorar y reírse del mensaje que la atacaba, pero que luego se dio cuenta de que era el perfecto ejemplo de lo que necesita ser eliminado en la sociedad moderna. Por esto optó por compartirlo junto con la fotografía, tras lo cual ha recibido muchos comentarios de apoyo.

"La mayoría de ellos han sido positivos, pero algunas personas me han dicho que tengo que ser más digna y amamantar en un baño público (…) ¿Comerías en un baño con una manta sobre tu rostro?", cuestiona.

Asimismo, Emily se defendió argumentando que cuando amamantaba a Matilda, mostraba mucha menos carne que lo que muestran otras personas. "No estaba sentada allí con mi pecho afuera", dijo en una entrevista con el programa "Daybreak" de ITV, otro de los tantos medios que recogió su historia.

Añadió que el lugar que escogió para alimentar a su hija era suficientemente privado. "Estaba bastante fuera del camino, tenías que mirar muy detenidamente para darte cuenta. Era bastante discreto", aseguró.

En relación al hombre que tomó la fotografía, su identidad continúa siendo desconocida, ya que la imagen fue subida a un sitio que permite usuarios anónimos. Sin embargo, el dueño del pub ha señalado que cree que se trata de un joven de unos 18 años que posiblemente se encontraba al interior del local.

"Creo que cuando las cosas son anónimas, las personas se vuelven valientes y pueden poner lo que quieran sin que haya repercusiones", reflexionó Emily, quien sin embargo le envió sus agradecimientos a quien captó la imagen, ya que consideró que su actitud permite "a quienes respaldan a las madres que amamantan cuándo y dónde quieran, apoyarse y unirse en contra de este tipo de discriminación".

Y, al igual como lo hicieron los pro lactancia en Chile, la mujer se encargó de organizar una protesta pacífica que tuvo lugar el pasado 14 de marzo. En ella participaron entre 600 y 1.000 madres, que se sentaron frente al mismo pub donde Emily fue fotografiada y dieron pecho a sus hijos.
Janet Murphy, una de las participantes, dijo: "Esta mujer fue llamada ‘vagabunda’ en una página de la red social y estamos aquí para tratar de hacer a todos conscientes de que está bien, es normal y natural para una mujer amamantar donde ella desee hacerlo".

"Si alguien me criticara le diría que es aceptable hacerlo en público. Los animales lo hacen. Los pechos no son algo sexual, son para alimentar a tu bebé", añadió.