• Caracas (Venezuela)

GDA

Al instante

Alejandro González Iñárritu descartó polémica con Sean Penn

Alejandro González Iñárritu descarta la polémica por broma migratoria | Foto: El Comercio

Alejandro González Iñárritu descarta la polémica por broma migratoria | Foto: El Comercio

Actor estadounidense hizo una broma sobre situación migratoria de Alejandro González Iñárritu y encendió la polémica en redes

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El director mexicano Alejandro González Iñárritu, triunfador de los Oscar 2015 por su película Birdman, dijo que el comentario hecho por el actor Sean Penn durante la gala es una broma "muy divertida" entre amigos.

Al momento de anunciar que el Óscar a la Mejor película era para Birdman, Sean Penn comentó en referencia a Alejandro González Iñárritu: "¿Quién diablos le dio a este tipo su permiso de residencia? (conocido en Estados Unidos como "Green Card").

Pero lejos de tomarlo a mal, Alejandro González Iñárritu aplaudió el "divertidísimo" comentario. "Sean y yo tenemos este tipo de amistad brutal", comentó en la sala de prensa de los Óscar. "Cuando lo dirigí en 21 gramos, siempre le hacía bromas y él a mí también".

"A mí no me ha parecido nada ofensiva, ha sido muy divertida desde mi punto de vista personal", aseguró Alejandro González Iñárritu sobre el polémico comentario.

En la gala, el propio Alejandro González Iñárritu bromeo sobre el triunfo de los mexicanos en los premios Óscar 2015. "Tal vez el año que viene el gobierno tendría que imponer algunas normas migratorias a la Academia", expresó. "Dos mexicanos seguidos, es sospechoso, creo", aclaró en referencia a la victoria el año pasado de Alfonso Cuarón con Gravedad.

El comentario de Penn sobre Alejandro González Iñárritu revolucionó Twitter y otras redes sociales, donde decenas de usuarios rechazaron el tono despectivo de la broma, entre ellos más de un personaje famoso.

El actor Mario López agradeció a su "gran trabajo" por "arruinar un momento fantástico con una 'broma' sobre el permiso de residencia". López también destacó que el teatro Dolby, donde se celebró la gala de los Óscar, estaba "llena de británicos y australianos", según escribió en Twitter.

Por otro lado, el activista José Antonio Vargas, quien ha reconocido muchas veces su estatus migratorio irregular, dijo que en Estados Unidos las palabras "ilegal" y "mexicano" se usan "indistintamente". "Por eso una broma sobre el permiso de residencia es desconsiderada", puntualizó.

Pero Alejandro González Iñárritu también dedicó su premio a sus "compatriotas mexicanos" en la ceremonia. "Rezo por que podamos encontrar y construir un gobierno que sirva", señaló sobre México.

"Y para los que viven en este país (por Estados Unidos) y son parte de la última generación de inmigrantes, sólo rezo por que sean tratados con la misma dignidad y respeto que tuvieron los que vinieron antes y construyeron esta increíble nación de inmigrantes", añadió el galardonado.

Sean Penn y Alejandro González Iñárritu se hicieron amigos durante el rodaje de 21 gramos (2003), la primera cinta que el cineasta mexicano hizo en Estados Unidos tras el éxito de su primer largometraje, Amores perros (2000).